03 febrero 2017

JANE EYRE

"Creo que volverás a gustarme una y otra vez; y haré que confieses no sólo que me gustas, sino también que te amo con sinceridad, fervor y constancia".

Autor: Charlotte Brontë

Editorial: Everest 

ISBN: 9788444111094 

País: España 

Año: 2013

Páginas: 714


 SINOPSIS 


Jane Eyre es la protagonista de esta novela que escribe sobre su vida diez años después de su matrimonio, un matrimonio feliz y fructífero. Narra sus aventuras desde que es niña, y queda bajo la tutela de una tía suya, hasta el momento en el que decide escribir la novela.
Desgracias maltratos, amores atormentados, romanticismo, inesperados golpes de suerte... y muchas pinceladas feministas inundan las páginas de la que es considerada una de las mejores obras de la literatura inglesa.

¿QUÉ ENCONTRÉ?

Jane ha estado toda su vida sola, pero eso, antes de doblegar su espíritu, lo ha fortalecido. Jane, que ha estado durante ocho años en un internado, ha adquirido las capacidades para ser institutriz, por ello, ha publicado un anuncio en el periódico... Este simple anuncio cambiará su vida para siempre y la llevará a vivir los momentos más tormentosos de su vida, pero también los más felices.


OPINIÓN

Una de las mejores cosas que me pasaron en invierno del 2016 fue visitar la librería local y encontrarme con el dueño, quien me recomendó varios títulos clásicos que estaré reseñando próximamente, entre ellos, Jane Eyre de Charlotte Brontë.

Para ser honesta nunca había escuchado de esta novela, y aunque ha sido llevada en numerosas ocasiones al cine, la televisión y a distintas editoriales fue hasta que abrí el libro que comencé a enamorar me de la historia.

RAZONES PARA LEER JANE EYRE

NO ES UNA HISTORIA DE AMOR
Aunque pareciera que lo es, Jane Eyre es una biografía, es la lucha de una mujer por ser totalmente fiel a sí misma,  aún a costa de todas las circunstancias.

ES UNA HISTORIA REVOLUCIONARIA
Para muchos lectores de hoy en día podrá parecer totalmente normal, pero al analizar las implicaciones de la novela en el tiempo en que fue editada por primera vez, descubriremos que había un verdadero acto subversivo en su interior.

JANE EYRE ES LA PROTAGONISTA QUE NECESITAMOS Y NECESITAREMOS
No es precisamente bonita pero sí muy inteligente, busca salir adelante por sí misma, no está en busca de un marido y a pesar de que se enamora, no llega ni a traicionarse ni a aceptar humillaciones.

YO LO COMPRARÍA PORQUE...

Es una historia que en algún momento de la vida llegará a nuestras manos o a nuestros ojos por su ternura y belleza. 
Porque arrancará suspiros de coraje, de pasión, de amor, de libertad.

LO QUE ME GUSTÓ

"Yo intentaba no amarle; bien sabe el lector lo duramente que había luchado por extirpar de mi alma cualquier atisbo de este amor que llegase a detectar; sin embargo, tan pronto como le vi de nuevo, mi amor resucitó espontáneamente y con fuerza incontenible.El señor Rochester me hizo quererle sin mirarme siquiera".

"Me produce una extraña alegría volver de nuevo junto a usted, pues dondequiera que se encuentre allí estará mi hogar, mi único hogar".


"Mi futuro marido estaba convirtiéndose en todo mi mundo, e incluso más que el mundo, pues casi cumplía mis expectativas de lo que sería el cielo. Él se interponía entre mí y casi cualquier pensamiento religioso, al igual que un eclipse oculta la visión del inmenso sol. En aquellos días no podía ver a Dios por culpa de su criatura, a la que yo había llegado a idolatrar".

"Sin embargo, la respuesta fue contundente: A mi misma me importan mis acciones. Cuando más sola y desamparada me encuentre, tanto más me respetaré a mí misma".

"Uno no salta de emoción y grita hurra al oír que ha heredado una fortuna, sino que comienza a considerar sus responsabilidades y a platearse posibles negocios. Sobre una base de firme satisfacción, se suscitan graves preocupaciones que nos hacen comedirnos y cavilar sobre nuestra buena estrella con el ceño fruncido".

"Por lo general, se supone que las mujeres son muy tranquilas, pero la verdad es que sienten exactamente lo mismo que los hombres. Necesitan ejercitar sus facultades y el mismo margen de maniobra que sus hermanos varones, padecen cuando se las constriñe y se las inmoviliza como les sucede a los hombres, y sus más privilegiados congéneres del sexo masculino demuestran una gran estrechez mental cuando declaran que las mujeres deberían limitarse a preparar pudines y hacer calceta, tocar el piano y bordar mantelerías. Es una insensatez condenarlas o reírse de ellas cuando aspiran a aprender y hacer algo más que lo que los convencionalismos proclaman como necesarios para su sexo".

Nos estamos leyendo...
Ni*

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada